¿Quién necesita un sensor de nivel?
Los cambios en la producción han hecho que cada día sean más los sectores quienes necesitan un sensor de nivel en sus instalaciones. El incremento de la productividad ha hecho necesaria la instalación de diferentes sensores que permitan gestionar con mayor precisión las existencias que se almacenan en el interior de los silos.
Actualmente el incremento del uso de esta tecnología se extiende a más sectores facilitando así la organización de existencias y la simplificación de muchas tareas a los operarios.


Qué es un sensor de nivel

Los sensores de nivel son aparatos que detectan la cantidad de sólido o líquido que se almacena dentro de un recipiente. Su uso principalmente se dirige a grandes industrias que deben medir y controlar de forma optimizada la cantidad de mercancía de la que disponen. No obstante, también hay empresas más pequeñas que hacen uso de esta tecnología para medir depósitos más pequeños.
 

Sensores de nivel para sólidos

Los sensores de nivel permiten el control de materiales sólidos de silos y depósitos. Estos utilizan una tecnología láser que realiza mediciones de nivel en el sistema de almacenaje para que el usuario pueda conocer en tiempo real desde cualquier dispositivo cuál es el estado del stock en sus instalaciones.
 

Sensores de nivel para líquidos

Este tipo de sensores permite controlar la cantidad de líquido que se almacena en un recipiente (tanto abierto como cerrado). Se instalan en la parte superior del depósito para que pueda ir realizando lecturas de la cantidad de stock que hay. Dependiendo del material líquido que se quiera medir se puede hacer uso de modelos diferentes.

Facilidad en el suministro

El uso de sensores de nivel facilita la cadena de suministro de cualquier sector en el que se utilice. Esto es gracias a la cantidad de información que puede llegar a captar, la cual permite organizar la cadena de suministro haciendo que no se produzcan rupturas de stock y se tenga una previsión más precisa de las fechas de entrega.

Todos estos datos permiten a los operarios anticipar las acciones que deben llevarse a cabo, algunos ejemplos de ello serían:
 

Gestión optimizada

Los sensores de nivel permiten medir la escasez de suministros y, en el caso de verse en esa situación solicitar a los proveedores con tiempo una recarga de mercancías. La previsión es la clave para no dejar nunca de disponer de stock necesario para el desarrollo de la actividad.
 

Reducir los costes de transporte

Los sensores de nivel permiten reducir los costes de transporte gracias a la consolidación de entregas. La información que recogemos permite diseñar planes de actuación anticipados que ayudan a la organización logística de la empresa.

A continuación, recogemos algunos de los sectores que más beneficiados se han visto del uso de sensores de nivel en sus instalaciones

Agricultura y ganadería conectada

Los sensores de nivel son necesarios para la optimización en muchos sectores, pero sobre todo se podrían destacar los sectores de la agricultura y la ganadería como los más afines al uso de este tipo de productos.

La agricultura actualmente recurre cada vez más a los servicios de soluciones conectadas: uso de GPS, Internet, conexiones en tiempo real, etc. El establecer sistemas conectados entre sí en una misma finca permite a los ganaderos conocer el estado de todas las mercancías desde un único dispositivo.

Así pues, si se hace uso de sensores de nivel en las diferentes fincas que tenga un mismo agricultor podrá saber en todo momento la situación de cada depósito y anticiparse a la reposición de stock.

En la ganadería pasa algo similar, la problemática de la gestión del llenado de los silos es vital para que sus animales no se queden sin comida. Es imprescindible que los ganaderos eviten toda ruptura de existencias y se anticipen lo mejor posible a sus necesidades de alimentos evitando así tener que realizar pedidos urgentes a sus proveedores.

Cooperativas

Las cooperativas agrícolas funcionan principalmente de agricultores y ganaderos afiliados a su estructura. Por ello, los silos conectados a sensores de nivel aportan un gran avance en la logística y la gestión de la cadena de suministro de estas.

La automatización de la medición precisa del nivel de llenado de los silos junto con la anticipación de las necesidades produce un efecto positivo en la organización de pedidos de cereales u otros alimentos.

Mejorar el servicio al cliente y facilitar la relación con los socios son puntos muy importantes dentro de una cooperativa, ya que permiten garantizar una continuidad en el abastec
Utilitzem cookies pròpies i de tercers per a millorar els nostres serveis i raons tècniques, per a millorar la teva experiència de navegació, per a emmagatzemar les teves preferències i, opcionalment, per a mostrar-te publicitat relacionada amb les teves preferències mitjançant l'anàlisi dels teus hàbits de navegació. Hem inclòs algunes opcions de configuració que et permeten dir-nos exactament les cookies que prefereixes i les que no. Prem ACCEPTAR per a consentir totes les cookies. Prem CONFIGURACIÓ per a decidir les opcions que prefereixes. Per a obtenir més informació sobre les nostres cookies accedeix a la nostra Política de cookies aquí: Més informació
Configuració